miércoles, 17 de abril de 2013

CANCIONES FAVORITAS. Por dignidad.






 POR DIGNIDAD


Autores: Joan Manuel Serrat - José María Fonollosa

Intérprete: Joan Manuel Serrat




Por cultura milenaria, ser "cornudo" es una de las más graves afrentas que puede sufrir un hombre. La mujer es parte de las propiedades del sujeto y perderla o compartirla, no sólo empobrece su vida material, lo peor del caso, es que se empobrece su virilidad, su prestigio social y su dignidad.

Por otra parte, la mujer que se comparte entre muchos hombres, es considerada desvergonzada, sucia e indecente. La historia de la canción popular, en cualquier idioma y de cualquier latitud, está plagada de relatos de infidelidades y "cornudos", desde estas dos visiones susodichas.

Pero Serrat no es cualquier compositor, ni hace cualquier tipo de canciones, él sabe captar las visiones alternas de cualquier asunto que aborda. En Por Dignidad presenta la historia de un hombre atrapado entre el amor que por su infiel mujer siente, un amor tan grande y válido, que es más fuerte que la ofensa; y el acoso social que le exige "lavar su nombre" y rescatar su dignidad, castigando de algún modo a la adúltera. Los versos que rezan 'No renuncio a la delicia / de tenerla sugerente / en mi cama cada noche / por prejuicios de otra gente', resumen en forma genial toda la historia.

El texto de la canción está constituido por los argumentos que para justificar la conducta de su pareja, esgrime este hombre, quien gracias al talento Serratiano, termina transformado, de despreciable "cornudo", en un hombre a quien puede comprenderse y que incluso despierta una enorma ternura. Podrán disentir de lo que voy a afirmar, pero, desde mi punto de vista, esta puede ser considerada una gran canción de amor o ¿de que otra forma puede demostrarse mejor el amor incondicional, que desde la ignominia?




POR DIGNIDAD.


La familia, los amigos
aguardan con impaciencia,
que por dignidad, la saque
de la casa con violencia

Apenados me contemplan
o sonríen con desprecio,
se les nota que sospechan
que sé cuanto saben ellos

Y lo sé, lo supe siempre
que se acuesta con cualquiera,
y ellos piensan que eso,
un hombre como tal, no lo tolera

Pero es simple, toda hembra
quiere a hombres diferentes,
y a diferentes mujeres
quiere el hombre, es lo corriente

Qué me importa que en un cuarto
otros encuentren amparo,
siempre y cuando lo precise
lo halle desocupado

No renuncio a la delicia
de tenerla sugerente,
en mi cama cada noche
por prejuicios de otra gente

La familia, los amigos
me presionan a diario,
no me queda otro remedio
que mudarme de este barrio



No hay comentarios:

Publicar un comentario